Los supervisores son una piedra angular para el avance, crecimiento y correcto desarrollo de nuestra empresa, independientemente si estamos hablando de los líderes que están al frente de la línea de producción, supervisores de ventas o administrativos. Gracias a ellos, los colaboradores pueden desarrollar de mejor manera sus funciones y alcanzar los objetivos claramente, por lo mismo hay una apremiante necesidad de capacitación para los supervisores, que debe ser satisfecha inmediatamente.

Sin embargo, aún sabiendo de la vital importancia de que los supervisores estén bien capacitados, la realidad, es que es una de las posiciones que carecen de preparación y entrenamiento, todo «porque no podemos parar», siendo esta la excusa más grande en la industria, en la que los pobre supervisores tienen tanto trabajo que en lo que menos se piensa es en su capacitación.

Esta es una triste realidad puesto que la ser una de las posiciones más importantes para que las cosas funcionen correctamente, explotamos su tiempo de tal manera que las competencias y habilidades del supervisor dejan mucho que desear.

¿Usted quiere saber si sus supervisores están bien entrenados?, piense en esto y responda con sinceridad:

  1. ¿Sus supervisores saben como gestionar la resistencia al cambio en sus equipos?
  2. ¿Conocer los 7 estadíos por los que pasa una persona cuando enfrentan cambios significativos?
  3. ¿Saben cuáles son las características principales de un buen supervisor?
  4. ¿Conocen cuales son las 5 C del trabajo en equipo?
  5. ¿Conocen técnicas para romper paradigmas?
  6. ¿Conocer estrategias para empoderar a sus colaboradores o sigue siendo un capataz?
  7. ¿Desarrollan herramientas clave para la motivación de sus equipos?
  8. ¿Son líderes realmente?
  9. ¿Saben como medir el desempeño del colaborar?
  10. Al menos… ¿Saben como manejar los conflictos en su equipo?

¿Cómo le fue?, ¿bien o sus supervisores carecen de más de 4 de estas características? Si su respuesta es afirmativa, tiene un grave problema puesto que es un puesto esencial, vital y clave para su corporación, pero déjeme decirle que debido a la vertiginosidad del trabajo, no se ha preocupado de formar correctamente a los líderes más importantes.

Es momento de poner las manos a la obra, sus colaboradores, empresa en general y cliente agradecerán que sus supervisores tengan mayor preparación, pero ante todo, esa será la gran diferencia de usted frente a su más férreo competidor: Capacitación.

Rock´n roll, people!